Alberto Rentería, dirigente de Morena, en conferencia

Una mala operación política de cara a la asignación de candidaturas en el proceso interno de partido movimiento de regeneración nacional en Baja California sur deja ver que nada ha cambiado en realidad; el dedazo sigue siendo el método que se utiliza para imponer candidaturas por encima de la militancia. Tan es así que en su proceso interno el método favorito es la encuesta, que por cierto ya no definen los militantes sino la “ciudadanía”. Encuestas sin datos claros, sin metodologías y   nula transparencia sobre su aplicación. Sin embargo, es el método favorito de quienes dirigen morena, que aquí en la entidad está a cargo de Alberto Rentería Santana.

Si a esto le sumamos expresiones que en nada abonan al diálogo o a la negociación entre los aspirantes por el tono arrogante e indiferente del pequeño líder morenista -Rentería Santana- que se dice y se desdice de sus declaraciones y a quien ya comparan con la chimoltrufia, porque un día dice una cosa y al otro dice otra, situación que mantiene a su partido al borde de la división interna y del rompimiento político.

El ejemplo más claro de lo anterior es el conflicto generado por la dirigencia de morena en contra la alcaldesa de Los Cabos Armida Castro Guzmán. Alberto Rentería Santana ha hecho hasta lo imposible por frenar las aspiraciones de Castro Guzmán a tal grado que la presidenta municipal cabeña lo ha denunciado públicamente, como ocurrió en la pasada asamblea de la Asociación de Autoridades Locales de México (AALMAC) que se celebró en San Cristóbal de las Casas, Chiapas.  En donde señaló directamente al dirigente morenista de ejercer violencia política en su contra.

De tal manera que Armida Castro, combativa, aguerrida y acostumbrada a la ofensiva política, no se dejó amedrentar y en el pleno uso de sus derechos denunció por violencia en materia política de género a Alberto Rentería santana, Pedro Magallón Juan-Qui y al dirigente del partido del trabajo Luis Armando Díaz.

La alcaldesa Armida Castro defiende su derecho a participar en el proceso interno de su partido para contender por la reelección como presidenta municipal y es más que claro que con hechos, dichos y actos se ha tratado de dejarla fuera de la jugada. Acciones que van desde la denuncia interpuesta ante la comisión nacional de honor y justicia de morena que intentó suspender los derechos políticos de Castro Guzmán hasta la difusión de información falsa e imprecisa para impedir su participación en el proceso interno de morena para la asignación de la candidatura a la alcaldía de Los Cabos. En ese sentido, tanto Morena como el PT aseguran que en el convenio de coalición el municipio cabeño está reservado para un hombre, cerrando la posibilidad para la participación de una mujer.

Todo lo anterior ha obstaculizado la precampaña política de las mujeres, impidiendo que la competencia electoral se desarrolle en condiciones de igualdad. Utilizando la retórica de que en Los Cabos la candidatura a la alcaldía está reservada para un hombre, en automático descartan ante la ciudadanía una posible participación de la alcaldesa Armida Castro en el proceso interno.

Este comportamiento de las dirigencias locales de morena y del PT contravienen a lo declarado hace apenas unas semanas atrás por su dirigente nacional Mario Delgado en el sentido de que su partido ponderaría a mujeres competitivas a pesar de que haya ganado un hombre la encuesta. “Se le dará el lugar a la mujer”, aseguró en esa ocasión el líder morenista.

El enanismo político de Alberto Rentería Santana, así como los intereses particulares de la cúpula morenista en la entidad y de su aliado el Partido del Trabajo, impulsan la candidatura de un hombre por el municipio de Los Cabos violentando los derechos políticos de las mujeres y, en particular, ejerciendo violencia política de género contra la actual alcaldesa Armida Castro. Situación que pone en riesgo el proceso interno y alimenta, como dije líneas arriba, la división y el rompimiento de un proyecto que ha sido bastión morenista en la entidad, como lo es la alcaldía de Los Cabos. Por lo pronto Armida Castro se defiende y hace bien. Ya veremos qué sucede, es mi opinión, al tiempo…

Sus comentarios a rostrosyperfilesbcs@gmail.com

Dirección General

Administrador