Ayuda a Noticias La Paz a seguir creciendo
Dona $19 pesos MXM

La lectura política a unos días de iniciar las campañas electorales a la gubernatura, a las presidencias municipales y diputaciones locales es que la alianza conformada por el Partido Acción Nacional, el Partido Revolucionario institucional, de la Revolución Democrática, Renovación Sudcaliforniana y Humanista tienen ventaja sobre los otros competidores. El abanderado a la gubernatura PANCHO PELAYO COVARRUBIAS ha mantenido un crecimiento sostenido que lo posicionan por encima del candidato de morena, quien ya no crece, y de ello dan cuenta las últimas encuestas publicadas por distintas empresas. 

La alianza se mantiene y se consolida, aun cuando hay intentos de desestabilizarla al grado de filtrar en medios su ruptura; nada más alejado de la realidad. Sin embargo, esa intentona de obstruir la alianza que puede ganar la elección del 6 de junio próximo tiene nombre y un claro objetivo que finalmente no trascendió. 

Es por ello que la figura de RICARDO BARROSO AGRAMONT, virtual candidato aliancista a la capital del estado, toma fuerza. Su capital político, el trabajo de acercamiento ciudadano, así como la experiencia acumulada a lo largo de su carrera política, lo sitúan en la antesala de la victoria por la alcaldía de La Paz, donde jugará un papel sumamente importante en la suma de votos para el candidato a la gubernatura.

De tal modo que Barroso Agramont ha generado su propia inercia, a contra corriente de una dirigencia estatal que solo cuida los intereses de la central obrera a la que está supeditada (CROC) así como a los viejos fantasmas del PRI que se resisten a desaparecer para darle paso a nuevas generaciones, y hablo concretamente de las huestes del poncismo tóxico que, si bien ya trabajan para morena, no dejan de intentar dividir y frenar el trabajo del priismo sudcaliforniano. 

De tal forma que, ya sin máscara, aquellos que le apuestan a que no haya alianza quedaron expuestos ante una realidad que los avasalla. La gran alianza ciudadana y de partidos se consolidará en unos días, cuando se firmen los convenios de candidatura común encabezados por Francisco Pancho Pelayo a la gubernatura y, en el caso de La Paz, por Ricardo Barroso Agramont en un escenario donde son cada vez mas las voces que dicen #YoSiLeEntro. 

Es por ello que los priistas, en lugar de estar poniendo trabas a una alianza que puede ser su salvación por los malos resultados electorales de los últimos años, deberían cerrar filas y concentrarse en apoyar el proyecto de Ricardo Barroso para ganar de manera contundente la capital del estado y sumarle votos a la alianza. Si no lo entienden así el camino puede ser cuesta arriba y el final inesperado. 

Dirección General

Administrador